Archivo de la etiqueta: discapacidad

Proyecto Nala, sillas de ruedas fabricadas en Venezuela para animales discapacitados

Proyecto Nala es una iniciativa emprendedora cuya actividad es la fabricación artesanal de sillas de ruedas para perros y gatos discapacitados, con algún tipo de parálisis en las patas o pérdida de extremidades. Los carritos ortopédicos son fabricados a medida según la complexión del animal, más complicado en perros por ser de constitución más dispar que los gatos. Nace en Venezuela en abril del 2014 de la inventiva criolla de Ana González, gestora de una residencia canina en Charallave, localidad de Cristóbal Rojas del estado Miranda, quien decide fabricar sillas de ruedas para animales discapacitados tras recibir peticiones de ayuda al ser conocido que años atrás buscó alternativas para varios perros y un gato: Nala, Ruffo, Catire, Black y Lisie, quienes pudieron tener una segunda oportunidad para disfrutar la vida gracias también sea dicho a quienes hicieron donaciones para cubrir los gastos veterinarios de su cuidado.

carrito ortopédico canino

carrito ortopédico canino

carrito ortopédico canino

carrito ortopédico

carrito ortopédico

Cuando un perro o gato tiene una discapacidad por una patología psicomotora, una grave lesión en las patas, por amputación, malformación congénita o falta de nacimiento de sus extremidades, el pronóstico no suele ser alentador y muchas personas aceptan el mal consejo de sacrificar al animal. Afortunadamente cada vez más personas se plantean alternativas ortopédicas, animados por las ganas de vivir de su compañía de cuatro patas. Proyecto Nala y un grupo de protección animal, Panda Jaramillo, obtuvieron experiencias positivas con varios perros, lo que animó a más personas a solicitar ayuda a nivel local.

carrito ortopédico canino

carrito ortopédico canino

carrito ortopédico canino

No hay muchas empresas dedicadas a necesidades especiales de mascotas en Venezuela, e importar una silla de ruedas para perros discapacitados tiene un alto coste, aproximadamente, junto con el envío: entre 500-700 USD según si se importa de países como España o Estados Unidos, donde hay empresas que fabrican buenas soluciones en ortopedia canina, autoajustables o a medida. Ana González fijó un precio solidario equivalente a 100 USD, en su taller fabrica camillas con cuatro ruedas para perros tetrapléjicos y carritos con ruedas para perros discapacitados para dar movilidad en la zona de las patas delanteras y traseras. Usa tubos de metal o PVC y ruedas recicladas.

carrito ortopédico canino

carrito ortopédico canino

«La gente empezó a llamar para saber donde podían comprar las sillas. Yo les daba las coordenadas en Estados Unidos y Colombia, pero los precios eran muy altos, así que decidí derribar el monopolio con una línea artesanal que minimizara los costos.»

Para comenzar con la primera línea de sillas de ruedas recibió la ayuda desde Colombia del artista plástico Hugo Delgado, además de adquirir un modelo de silla de ruedas fabricado en Estados Unidos con la ayuda de padrinos y madrinas. A partir de ahí, taladro y soldadura para crear los primeros prototipos del proyecto, que acepta propuestas e ideas para mejorar los carritos.

carrito ortopédico canino

«La intención es que nadie pueda lucrarse con estos modelos, pues a medida que más personas aprendan a elaborar sus propias sillas, el producto pasará de ser un bien de lujo a un derecho para todos los animales que lo necesiten. Hace poco publiqué tutoriales para que la gente haga sus propias sillas. Entre más personas y veterinarios conozcan los modelos, más animales serán salvados de la eutanasia y de una vida limitada.»

Gracias a la influencia en facebook y otras redes sociales es posible que se desarrollen proyectos similares en otros países americanos como en Argentina, de donde es Amma, una perrita que disfruta de la vida aunque lleve un carro ortopédico. Dados los costes de las sillas de ruedas para mascotas discapacitadas, no todas las personas que se enfrenten a este desafío podrían comprar una y más en periodos de crisis económica donde incluso es complicado para muchas familias cubrir los gastos veterinarios.

carrito ortopédico canino

Más información en la página de Proyecto Nala.

El Campito, refugio para perros abandonados con necesidades especiales

El Campito es un refugio pensado para ayudar a perros abandonados que requieren cuidados especiales, situado en Buenos Aires, Argentina. Es privado, no recibe presupuesto económico ni ayuda de ningún organismo o administración estatal, tampoco de empresas privadas. La misión que realizan comienza con la llegada de un animal en estado de abandono o maltrato, sigue con su recuperación y termina con la adopción responsable. Están comprometidos con el rechazo al sacrificio y su prioridad son perros discapacitados, con parálisis o alguna extremidad amputada, ciegos, sordos, con alguna enfermedad o en vejez avanzada. El refugio alberga 750 perros, de los cuales 110 son discapacitados motrices, algunos han perdido una pata, sumados a los cientos de ciegos, sordos, y unos 250 ancianos. Los perros con discapacidad motora utilizan carritos ortopédicos, reciben una oportunidad para disfrutar la vida, cuando en una perrera o zoosanitario serían sacrificados.

Caminata por la vida perros discapacitados
Caminata por la vida organizada en junio de 2012 por El Campito en el barrio de Palermo, Buenos Aires, con más de 50 perros.

Caminata por la vida perros discapacitados

El Campito no tiene cuotas para socios. Se puede ser padrino / madrina del refugio, o de un perrito al que proteger en particular, a voluntad: no hay montos fijos y la frecuencia de la ayuda también es voluntaria. Dentro de los eventos de la asociación están las caminatas por la vida, promoviendo alternativas como la ortopedia canina en caso de discapacidad motriz, frente al sacrificio. También realizan colectas, mercadillos solidarios, cenas, y conciencian a la población sobre la protección animal y la tenencia responsable, fomentando la adopción frente al modelo de compra/venta en criaderos, tiendas de mascotas y particulares. Tratan de promover las buenas relaciones entre personas y asociaciones sin fines de lucro que ayudan en la actividad de protección animal, repartiendo parte de las donaciones en alimentos, antiparasitarios, medicamentos o para tratar casos de perros con atención especial. Cuentan con un equipo de más de 250 voluntarios dedicados a cuidar semanalmente de los animales en el refugio, ayudar en los eventos y gestionar los procesos de difusión y adopción.

El refugio para perros de El Campito tiene jornadas de puertas abiertas, está en Longchamps, Buenos Aires, Argentina. Los sábados se reúnen en Av. Hipólito Yrigoyen al 18.500, Longchamps, en la estación de servicio PDV a las 13h30 y de ahí parten en caravana hacia el refugio. El primer fin de semana del mes se realiza los domingos. Se suspende en caso de lluvia. Luego de la primera visita, conocer a los cuidadores y las reglas del lugar, es posible acercarse al albergue de lunes a sábados de 9h a 17h. Desde el año 2009, las instalaciones han ido mejorando, con más plazas, mejores cheniles, zonas comunes y recursos para tratar a los discapacitados o perros con alguna enfermedad. Puesto que su prioridad está en ayudar a los perros discapacitados y en avanzada vejez, no pueden aceptar animales encontrados o recibir otros casos mientras tengan a perros con necesidades especiales a la espera. Animan a quienes deseen ayudar que se impliquen más allá de avisar sobre un perro callejero visto en mal estado en una determinada dirección, es posible organizarse para llevarlo a un veterinario incluso si no se puede ofrecer la propia casa para acoger temporalmente.

El Campito Refugio para perros

El Campito Refugio para perros

El Campito Refugio para perros

El Campito Refugio para perros

El Campito Refugio para perros

Campito escolar es una iniciativa para educar a los niños desde las bases. Enseñar la responsabilidad que implica tener una mascota en el hogar, la identificación, vacunación y los beneficios de la castración a temprana edad dado el problema de superpoblación de animales domésticos relacionado con el abandono. Se busca también sensibilizar a los niños sobre el maltrato animal y lograr que las generaciones futuras sean respetuosas y se comprometan a ayudar a aquellos animales que estén en situación de abandono.

Este proyecto abarca tres niveles educativos: la etapa inicial (niños de 3 a 5 años), la etapa EGB (niños de 6 a 11 años) y la etapa ESB (adolescentes y preadolescentes a partir de los 12 años). El enfoque básico es el mismo para todos, pero se incluye el uso de términos como «eutanasia», «criaderos clandestinos» y «zoonosis» para los niños de mayor edad. Las charlas son dadas por voluntarios del refugio con una duración aproximada de 1h30 a 2h. Finalmente se coordina una visita de los alumnos al albergue para que los niños puedan estar en contacto con los perritos.

El Campito Refugio para perros

Los perros con limitaciones al no poder desplazarse con sus patas no se auto-compadecen, ni tampoco sus compañeros hacen diferencias. Un animal con alguna discapacidad aprende a manejarse, sin sentirse menoscabado y tiene su propia experiencia del mundo. No tienen como nosotros los humanos la misma autoconciencia, pero sobre todas las cosas, pueden ser plenamente felices.

Más información, actividades, perros en adopción y cómo ayudar:

– Web El Campito Refugio
– Tumblr El Campito Refugio

Moma, disfrutando la vida con ortopedia canina

La historia de Moma es un ejemplo de ganas de vivir y de superación de desafíos. Fue abandonada cuando tenía cuatro meses en Alguazas, Murcia. Juan Antonio Mayor, un profesor de lengua de signos y publicista, decidió acogerla en su casa, de manera temporal hasta que fuera adoptada en un hogar. Moma, una perrita cruce de podenco, presentaba una cojera en una de las patas traseras y fue llevada a un veterinario de San Javier para hacer pruebas. Por una negligencia al inyectar el contraste en su columna vertebral antes de la radiografía, el veterinario provocó que la perra quedara con una parálisis del 60% en el cuerpo. De una cojera pasó a tener las dos patas traseras paralizadas y a ser una perrita discapacitada, pese a lo activos que son los podencos. Con su energía y ganas de jugar, no podía saltar y correr como otros perros, apenas podía ya desplazarse. Seguía siendo alegre pero era consciente de que su salud se había deteriorado y que era diferente a los demás.

Moma amazing dog

Juan Antonio lo pasó mal al ver cómo había empeorado la situación del animal que estaba criando en acogida, además de no recibir muy buenos consejos por parte de otras personas, quienes recomendaron que se sacrificara a la perra. Pero Moma tenía ganas de vivir y se iba a saltar todos los obstáculos. Los dos primeros meses bajaba al exterior cogida en una toalla. Comenzó a utilizar un carrito para poder pasear de nuevo, ayudándose de sus patas delanteras. Algunos niños al verla todavía dicen «¡Mira un perro en bici!». Tras sufrir un duro golpe, pasó a ser la compañera perfecta. Fue tutelada inicialmente por la asociación protectora de Murcia Los Torres de Cotillas. Al conocer las dificultades de la perra, una vecina ayudó con el primer carro que utilizó Moma y además recomendó que visitara la ortopedia canina Novecan en Alcantarilla, donde se fabrican prótesis para animales con movilidad reducida.

Moma amazing dog

Moma amazing dog

Moma amazing dog

Moma se sorprendió cuando pudo pasear de nuevo, recuperando el equilibrio. Podía caminar recto, rastrear el terreno, jugar a atrapar la pelota y divertirse con otros perros. Volvió a tener la representación canina del mundo. Al vivir en un cuarto piso sin ascensor su compañero la lleva en brazos y también endereza el carro cuando vuelca. Se atreve con terreno duro en las calles, con hierba, tierra, y hasta dunas de arena en Calblanque. Moma ha tenido también buena fortuna al poder ir de vacaciones: conoce Pamplona, se ha bañado en el mar Menor, ha estado en Letur, Albacete y participó en la semana de la movilidad en Madrid en la edición de 2013.

Moma amazing dog

Moma amazing dog

Moma amazing dog

Moma lleva ya más de un año con su carro, que ha tenido además diferentes colores, del blanco al rojo. Sus extremidades delanteras se han fortalecido mucho, hasta tal punto que puede saltar sobre los charcos. Es una perra con una historia impresionante pero aunque no lo sepamos hay muchos otros perros que utilizan una alternativa como el carro ortopédico canino cuando sufren parálisis en las patas. Su vida puede prolongarse y muchas personas rechazan el sacrificio por respeto a ellos.

Moma amazing dog

Moma amazing dog

Moma amazing dog

Su página en facebook, Moma the amazing dog, va para 3000 «me gusta», tiene muchas más fotos, hay actualizaciones de las actividades de Moma, y más importante aún, el caso de Moma sirve para aprender sobre alternativas para animales con movilidad limitada y para mejorar las condiciones en que los perros pueden desplazarse en las ciudades.

Moma amazing dog

Moma amazing dog

Moma amazing dog

Todavía faltan algunas firmas en una petición de Change.org para que los animales puedan usar las líneas de transporte público en Murcia.